La Virgen del Remedio
CAT  ESP

image

Pregària a la Mare de Déu del Remei

Déu vos salve, oh Maria, immaculada,
Verge santa del Remei.
Gireu vostres ulls, Regina, apiadada,
sobre aquest poble fidel (bis).


Vós sou tota nostra vida, i esperança
dels qui cerquem bon remei.
A vós prega i sospira, ben confiada,
tota l’Església fidel (bis).

Per nós al vostre Fill pregueu, ben amorosa,
Verge santa del Remei.

i vinga la gràcia de Déu, ben abundosa,
sobre aquest poble fidel (bis).

 

(Dios te salve, oh María Inmaculada,

Virgen santa del Remedio. 

Vuelve tus ojos, reina compasiva,

sobre este pueblo fiel, sobre este pueblo fiel.

Tu eres toda nuestra vida y esperanza,
 
de los que buscamos buen remedio; a ti ora y suspira con confianza
 
toda la Iglesia fiel, toda la Iglesia fiel.
 
Por nosotros a tu Hijo ora, muy amorosa,
 
Virgen santa del Remedio.
 
Y venga la gracia de Dios, generosa, sobre este pueblo fiel, 
 
sobre este pueblo fiel).

 

Lletra: Esteve Suñol

Música: Lluís Millet

***

 

ORIGEN DE LA ADVOCACIÓN DEL REMEDIO

 

El origen inmediato de la advocación del Remedio como patrona de la parroquia y del pueblo de les Corts, se debe a uno de sus primeros párrocos, el trinitario exclaustrado Pere Pla (1847-1851), procedente del convento de trinitarios calzados de Barcelona (iglesia de Sant Jaume, en la calle de Ferran).

 

Hasta finales del siglo XII no aparecen advocaciones asociadas a imágenes marianas, pero a partir del siglo XIII proliferan las advocaciones, ya sean relacionadas a una imagen concreta, como es el caso de Montserrat o Núria, o con una idea de carácter piadoso o alegórico. Una de estas advocaciones es la del Remedio, que como el caso de las de la Piedad, Misericordia o Salud, a menudo están asociadas a ermitas o capillas anejas a hospitales o albergues para peregrinos.

 

De hecho la palabra “Remedium” es frecuente en los textos litúrgicos. En el siglo VI una oración especial en la Misa de la Purificación, en la cual la Virgen es nombrada “Remedium praesents et futurum”.

 

Por estos motivos la advocación del Remedio se difundió al final de la Edad Media y principios de la Edad Moderna, dedicándole diversos santuarios y ermitas.

 

Sería largo de explicar por qué la orden de la Santísima Trinidad (Trinitarios) expandió y difundió esta advocación del Remedio. Resumiendo podemos decir, que en Valencia, el año 1504 se fundó un convento, con el mecenazgo de Ramon de Montcada, y que mantuvo la advocación del Remedio de una ermita existente. Este convento adquirió importancia, el 1541 pasó a ser referente de la provincia trinitaria de Aragón (Aragón, Baleares, Cataluña y Valencia).

 

Otro miembro de la familia de los Montcada, Miquel, intervino en la batalla de Lepanto, el 7 de octubre de 1571, y asoció la victoria a la intercesión del Remedio, ya que este mismo día coincidía con la celebración de su festividad en Valencia. El Papa Pio V, por este motivo otorgó más gracias a este convento, y los Trinitarios adoptaron esta advocación para toda la orden, motivo por el cual se introduce el escapulario con la cruz trinitaria en las representaciones e imágenes de la Virgen del Remedio.

 

En Cataluña y distribuido por obispados, localizamos el siguiente número de lugares con la advocación del Remedio:

 

Tarrag.      

Barcel.   

Gerona 

Lérida  

Solsona  

Tortosa  

Urgell  

Vic   

 Total

Santuarios o iglesias titulares

1

4

4

-

2

1

7

0

19

Capillas o ermitas

3

4

10

1

5

1

10

6

40

Altares o capillas laterales

2

10

7

-

4

-

4

1

28

 

 ***

  image         image

Descargar documento Origen y extensión de la Advocación del Remei.pdf del año 1997. Arxiu Municipal del Districte de les Corts.

Recibe todas nuestras novedades en tu correo electrónico Suscríbete